liverpool alaves final copa de la uefa europa league 2001“Perder así, es ganar”

De esta manera definió Antonio Karmona, capitán de aquel Deportivo Alavés, el resultado final del partido.

Como casi todas las historias bonitas, el protagonista de la nuestra es un equipo humilde. Un equipo de los llamados ascensor, que tanto les da por subir un año que por bajar al siguiente. O por llegar a la final de toda una Copa de la UEFA.

El Deportivo Alavés llevaba únicamente dos años en primera división, en la temporada 1999/2000, cuando consiguió un meritorio sexto puesto que le daba acceso a la segunda competición europea de clubes para la campaña siguiente. El Alavés era un equipo sólido, compacto. No tenía grandes nombres, sino unión en el vestuario. Solidez defensiva y mucho hambre de gol. En frente, el Liverpool de Gérard Houllier. Un equipo que llegaba con muchas ganas de volver a ser un grande de Europa; era su primera gran final en 16 años, tras aquel fatídico día de la tragedia de Heysel.

En el cuadro vasco destacaban esa temporada un joven rumano, carrilero, Cosmin Contra, así como la dupla formada por Jordi Cruyff y Javi Moreno, tercero en el pichichi de ese año a únicamente dos goles de Raúl. Por parte de los ‘Reds, un equipo lleno de experiencia, con jugadores de la talla de Sami Hyypïa, Henchoz, Robbie Fowler, Heskey, Owen y un jovencísimo Steven Gerrard que empezaría a llamar a la puerta de la historia del fútbol inglés.

El partido comenzó muy mal para el Alavés. A los cuatro minutos de juego, una falta lateral mal defendida terminó en las redes tras un buen cabezazo de Babbel. No hubo tiempo de reacción, ya que poco más de diez minutos después, Gerrard aprovechó un gran pase en profundidad de Owen para batir por bajo a Herrera. 2-0.

Mané, entrenador del Alavés, no dudó en recomponer al equipo. En el minuto 23 retiró a un central, Eggen, para dar entrada a un delantero, Iván Alonso. “Había que desmontar la cosa rápidamente porque aquello no estaba funcionando. Si ya nos habían metido dos a los trece minutos, pues tampoco hay que esperar mucho más para buscar soluciones. Creo que esa era la más adecuada”, dice Mané.

Y tan adecuada. Tan sólo cuatro minutos después Javi Moreno aguantó el balón, esperando la subida de Contra. Le pasó el esférico y el rumano dribló a un rival y puso un centro medido para que el recién incorporado Iván Alonso se alzase por encima del defensa y colocase el 2-1 en el marcador. Téllez, defensa central, lo tenía claro: “Nos soltamos, nos creemos que podemos ir a por ellos”. Poco duró la alegría. A pocos minutos de acabar la primera parte, un desajuste en la defensa, provocó una mala salida de Herrera, que hizo penalti sobre Owen y que transformó McAllister en el 3-1.

Y llegó la segunda parte, con un Alavés eufórico y una consigna: No hay nada que perder. Y no tardó en llegar el premio. Javi Moreno, tras otro centro de Contra, puso el 3-2 tres minutos después de la reanudación. Y otros tres minutos nada más necesitó el 9, el búfalo valenciano, para colar por debajo de la barrera una falta y poner las tablas en el marcador.

Mediado el segundo tiempo, Mané decidió aportar músculo y balón al centro del campo, retirando al bigoleador para dar entrada a Pablo. Esta vez no le salió tan bien el cambio. Manejaban el balón, pero menos de 10 minutos después, Fowler ajustó desde la frontal un disparo que Herrera únicamente pudo seguir con la mirada.

Pero nuestro protagonista de este choque inolvidable, con perdón del Liverpool, es el Alavés. Un equipo vasco. Y es bien sabido en todo el mundo que más… digamos valor, que un vasco no tiene nadie. Así que a base de asedio y esfuerzo, la suerte quiso que en el último minuto, el árbitro no pitase un penalti clarísimo sobre Magno, concediendo lo que podría ser la última jugada de peligro para el Alavés, un córner. Lo botó Pablo al primer palo, pero con mucha rosca y alto. Más alto saltó Jordi Cruyff, que se disfrazó de héroe emulando a su padre y puso el 4-4 que llevaría a la prórroga.

Esos 30 minutos de añadido se antojaban larguísimos para las piernas sin fuerza de los jugadores españoles. Magno, a los 10 minutos, hizo una fea entrada que le costó la segunda amarilla. Al igual que Karmona, que viéndose desbordado por la velocidad de Smicer, derribó al polaco en el lateral del área, viendo también la segunda amarilla.

Era el minuto 117 y los penaltis quedaban muy cerca. Pero no todas las historias tienen un final feliz. Gary McAllister puso un buen centro, que en realidad no tenía rematador. Debieron ser los nervios, las ansias o la mala suerte, pero ni Delfi Geli ni Herrera supieron darse cuenta. Consecuencia de este mal entendimiento fue un mal despeje del defensa, que metió en propia portería lo que fue el 5-4 final. No había posibilidad de la machada. “Ahí te quieres morir deportivamente. Dices tierra trágame”, comenta Geli.

“Yo cuando ví que lo celebraban y que saltaba al campo todo el mundo decía… ¿pero qué hacen? Si quedan tres minutos” — Javi Moreno no se acordaba de la más injusta de las suertes. El Gol de Oro. El partido había acabado. El propio delantero dijo: “Yo siempre se lo digo a la gente, a mis amigos; yo me siento ganador de esa final. Lo único que no tengo es la copa. Pero yo me siento ganador. Ganamos 5-4, el último gol nos lo metimos nosotros”.

Para ver el partido completo pincha aquí.


FICHA TÉCNICA

Copa de la UEFA 00/01 (Final): Liverpool 5 – 4 Deportivo Alavés

Estadio: Westfalenstadion, Dortmund (65.000 espectadores)

Árbitro: Gilles Veissière (FRA)

Incidencias: Por parte del Liverpool FC, amonestó con tarjeta amarilla a G. McAllister (m. 10) y a M. Babbel (m. 105). Por parte del Deportivo Alavés, amonestó con tarjeta amarilla a M. Astudillo (m. 10) y con expulsión por doble amarilla a Magno M. (m. 83 y 99) y a A. Karmona (m. 59 y 116)

ALINEACIONES

LIVERPOOL FC: S. Westerveld, M. Babbel, S. Hyypïa (c), S. Henchoz (V. Smicer m.55), J. Carragher, G. McAllister, D. Hamann, S. Gerrard, D. Murphy, E. Heskey (R. Fowler m.64), M. Owen (P. Berger m.78). Director técnico: Gérard Houllier

DEPORTIVO ALAVÉS: M. Herrera, C. Contra, A. Karmona (c), O. Téllez, D. Eggen (I. Alonso m.23), D. Geli, J. Cruyff, I. Tomic, H. Desio, M. Astudillo (Magno M. m.46), J. Moreno (Pablo m.65). Director técnico: José Manuel Esnal ‘Mané’.

GOLES

M. Babbel (1-0, m. 4), S. Gerrard (2-0, m. 16), I. Alonso (2-1, m. 27), G. McAllister (3-1, penalti, m. 41), J. Moreno (3-2, m. 48), J. Moreno (3-3, m. 51), R. Fowler (4-3, m. 73), J. Cruyff (4-4 m. 89), D. Geli (5-4 propia puerta, m. 117)

DEJA UN COMENTARIO

Please enter your comment!
Please enter your name here